M.E.T.A.S. (Parte 3)

Miércoles, 01 Octubre 2014 22:34

Sigue conociendo los pasos que debes seguir para alcanzar las metas que te propongas

Viene de...

Rápidamente repasemos el listado de las letras que hasta el momento hemos analizado para hacer una definición de metas. La "M" se indicó que se refería a la necesidad que tiene una meta de ser Medible para verificar su cumplimiento. La "E" se mostró que hace alusión al hecho de ser Específica y clara al momento de compartirla. La letra "T" nos desafía en cuanto a requerir que nuestra meta esté establecida en función de Tiempo y definir una fecha límite para llevarla a cabo.

La letra "A" del acróstico tiene dos implicaciones. La primera se refiere a que sea una meta Alta. La consigna de esta característica es: sueñe en grande. Lo que otros hayan alcanzado no le sirve exactamente como parámetro para indicar que lo puede conseguir, pero sí le puede dar un impulso para extenderse hacia aquello que para usted es atractivo aunque ante los ojos de los demás parezca imposible hacerlo. Las metas altas se convierten en desafíos y, por naturaleza, el ser humano necesita sentirse desafiado.

Los desafíos son atractivos y más cuando estos provienen de nosotros mismos en la búsqueda igualmente de nuestra propia superación. Puede generar temor una meta alta, pero precisamente será ese factor lo que se convertirá en un medidor de lo alto que sea nuestro objetivo. Metas que nos mantengan en nuestra zona de confort difícilmente colaborarán en nuestro desarrollo personal. Usted y yo necesitamos ser retados para seguir creciendo. Por ello se requiere que usted sea el primero en desafiarse y creer que puede sobrepasar los límites que hasta hoy ha llegado a alcanzar. Es importante entonces que pueda responder a la pregunta ¿De qué forma contribuye en mi desarrollo personal alcanzar esta meta?

La segunda implicación de la letra "A" es: Alcanzable. Pudiera parecer contradictoria la palabra alcanzable luego de motivarle a que sea alta. Pero no es así. Debe asegurarse que su meta sea realista en las circunstancias actuales de su vida y acorde con su nivel de capacidades. Ojo, porque el ser realista no implica ponerse límites, simplemente significa que tiene que aprender a caminar antes de echarse a correr. La realidad del cumplimiento de nuestra meta no se basa en nuestras habilidades momentáneas, sino en la capacidad de desarrollarlas aunque esto requiera de arduo trabajo y mucho esfuerzo. La combinación de "Alta-Alcanzable" requiere esa mezcla de conocernos a nosotros mismos (de lo cual hablaré en otra oportunidad seguramente), pero al mismo tiempo conocer lo que anhelamos alcanzar. Nuestra confianza hacia nosotros pudiera ser la limitante, por eso es importante empezar a derribar creencias limitantes y erradicar hábitos improductivos para poderlo conseguir. Si su meta es alcanzable debiera poder responder a la pregunta ¿Está dentro del plano de lo real lo que busco alcanzar?

Sigue en...

Si quieres leer y conocer más de Juan Fernando Campos haz click aquí.

Leído 118325 veces
Califica:
(0 Votos)
Juan Fernando Campos

Más sobre Juan Fernando Escribe a Juan Fernando

Coaching

Coach Ejecutivo (Academia Internacional de Coaching).
Coach de Vida (Lifeforming Leadership Coaching).

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

 
 
 
 
 
Back to top
Our website is protected by DMC Firewall!