M.E.T.A.S. (Parte 1)

Jueves, 18 Septiembre 2014 19:00

Conoce cuál es la mejor forma de alcanzar las metas que te propones

Anteriormente he compartido con usted la importancia de establecer una declaración de meta y el hecho de que no importa la fase del año en que se encuentre (mucho menos de vida) para poder iniciar a avanzar sobre algo que desee alcanzar. Lo que no he hecho es compartir sobre cómo poder verificar si su declaración está adecuadamente formulada para que le sirva como una guía útil en el cumplimiento de sus objetivos.

Si usted desea verificar si la declaración que ha hecho es sensata, lo único que tiene que hacer es repasarla a la luz del acróstico M.E.T.A.S. que provee una guía que considero le puede ser de útil para definir sus objetivos:

Medible: Para una noche de Navidad nos reunimos con un grupo de amigos. Tuvimos diferentes actividades de convivencia. Desde recordar anécdotas, pasando por cantar en Karaoke y jugar por equipos de hombres contra mujeres el juego de mímicas. (Aún me pregunto por qué cuando tocó mi turno para cantar tomaron la decisión de cambiar a las mímicas).

Justamente en este juego, donde es necesario dar a conocer un concepto sin mover los labios haciendo uso de todo tipo de expresiones faciales y movimientos corporales, sucedió algo interesante. Los hombres empezamos a ganar. La ventaja empezó a ser abrumadora, al punto que durante un momento se perdió la noción del marcador. Cuando alguien preguntó por el resultado parcial, la respuesta fue "No sabemos". Alguien sugirió que reiniciáramos el conteo. Los demás no quisimos seguir jugando. Lo que no se mide pierde interés.

Nuestras metas deben ser mensurables. Es necesario que logremos cuantificar lo que queremos. Cuánto peso desea bajar? ¿Cuánto dinero desea ahorrar? ¿Cuántas veces por semana o mes desea reunirse con sus amigos? ¿Cuántos libros leerá por mes o por año? La idea es que su declaración le permita observar si está avanzando hacia la realización de su objetivo.La característica de ser medible en una meta debe responder a la pregunta ¿Cómo sabré que he llegado?

Específica: En la generalidad de nuestras buenas intenciones se pierde la efectividad de nuestro propósito. Es necesario que seamos lo más específicos posible al momento de hacer el planteamiento de una meta. Indicar como una meta el "estar en forma física" es algo muy general, pues esto puede implicar adelgazar o subir de peso, tener energía, ser más fuerte, saludable o una combinación de varios factores.

Nuestras metas deben ser lo suficientemente claras para que las podamos compartir con otros. Es necesario que otros sepan claramente lo que pretendemos alcanzar para que podamos encontrar en ellos el apoyo que pudiéramos necesitar en medio del camino para poder continuar. Existe un factor muy importante en este aspecto: EL ENFOQUE. Cuando somos específicos en lo que estamos buscando alcanzar, nos estamos enfocando y acumulando al mismo tiempo energías para un solo objetivo. Al decir que una meta es específica debemos ser capaces de responder ¿Es entendible para otros mi meta?

Sigue en...

Si quieres leer y conocer más de Juan Fernando Campos haz click aquí.

Leído 118321 veces
Califica:
(0 Votos)
Juan Fernando Campos

Más sobre Juan Fernando Escribe a Juan Fernando

Coaching

Coach Ejecutivo (Academia Internacional de Coaching).
Coach de Vida (Lifeforming Leadership Coaching).

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

 
 
 
 
 
Back to top
DMC Firewall is developed by Dean Marshall Consultancy Ltd